Inicio Artículos de Opinión “Ay cuánto tiempo perdí…”

“Ay cuánto tiempo perdí…”

206
0

La oposición le sigue apostando a los medios de comunicación y a las redes sociales, para influir en la sociedad a que voten en contra de la 4T. En honor a la verdad, no sabemos si esta estrategia les dé resultados electorales. Ya no falta mucho para saber: lo que suceda en el Estado de México, será la prueba de fuego. Si esta política mediática no se refleja en los resultados del próximo 4 de junio, entonces, nada tienen que hacer en 2024. El problema de la oposición en términos de votos, no es nada sencillo. Recordemos que Andrés Manuel López Obrador, obtuvo 30 millones de votos cuando ganó la elección presidencial. El problema que tiene la oposición radica en quitarle al menos 15 millones de votos, considerando que con 15 millones de votos o menos, se puede ganar la presidencia de la República.

Los opositores a la 4T, aseguran que ya perdieron esos 15 millones de votos pero aun así, no pueden asegurar que regresaran a Palacio Nacional. Todos sabemos que 30 millones de votos para elegir a un presidente de la República, es prácticamente imposible que se vuelva a repetir. Los opositores para obtener una victoria deben, independientemente, de lo que pase el domingo 4 de junio en el Estado de México, recuperar el tiempo que han perdido atacando en los medios y redes a AMLO. López Obrador, un genio de la comunicación, siempre inventa algo para que la oposición no se salga con la suya. Para ello, tiene las mañaneras, marca la agenda, y por si fuera poco, se sacó de la manga la sección “quien es quien en las mentiras”. Algo así, como un derecho de réplica.

Parafraseando a Porfirio Diaz: el PRI, PAN y PRD, tan lejos de Palacio Nacional y tan cerca de Claudio X Gonzáles. Nunca se han dado cuenta, que personas como Alfonso de Hoyos representantes de los poderes fácticos, los utilizan para recuperar los privilegios perdidos. Muchos aseguran, que si hoy fueran las elecciones, MORENA con cualquiera de sus “corcholatas” ganarían la presidencia de la República. En cambio, la posible alianza Va Por México ni con su mejor candidata o candidato, saldrían victoriosos. Ya lo dijo Renato Leduc: “sabia virtud de conocer el tiempo”. Extraña mucho, que al menos el PRI, el partido más importante de la alianza y con tanta experiencia en el poder, haya caído en la trampa del PAN y del PRD.

Estos dos partidos si van juntos en 2024, tienen todo que ganar y nada que perder. En cambio, el PRI si, y mucho, entre otras cosas, obtener menos votos que en 2018. A mayor abundamiento; ¿si ganaran el Estado de México cuáles serían los partidos beneficiados? Sin duda, el PAN y PRD. Las palomitas blancas de azul, recibirían un tanque de oxígeno y los “chuchos” seguirían siendo dueños de lo que queda del PRD. En cambio, si MORENA gana con su candidata Delfina Gómez, mucho tememos que la alianza Va Por México, tendrá que esperar otros seis años para volver a los días de vino y rosas.

En política como en la vida, el tiempo perdido jamás se recupera. A los opositores de la 4T, se les están yendo los días en atacar a AMLO en lugar de construir una candidatura y un proyecto político para derrotar a la 4T.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí