Inicio Artículos de Opinión Fuerza y corazón por…”las pluris”

Fuerza y corazón por…”las pluris”

169
0

Pasan y pasan los años y los dirigentes partidistas a nivel nacional no han logrado entender el verdadero objetivo de la política, y con ello se alejan cada vez más de las causas sociales que dicen representar. Y es que a finales de la semana pasada se dio a conocer la lista de los candidatos plurinominales al Congreso de la Unión por parte de la alianza “Fuerza y Corazón por México”, donde están, en el primerísimo lugar los líderes de Acción Nacional, del Revolucionario Institucional y el de la Revolución Democrática.

Se ha vuelto una muy mala costumbre que el hecho de llegar a encabezar un partido político es sinónimo de nepotismo, pues en el caso de Marko Cortés, Alejandro Moreno y Jesús Zambrano, no solo se autonombran en las primeras posiciones, sino que lo hacen con amigos y hasta familiares, dejando de lado la trayectoria de nuevos cuadros que podrían ocupar estos espacios, mismo que si bien son determinados por los propios consejos nacionales de cada institutito político, son los propios dirigentes quienes controlan estas decisiones, y por ende aseguran un escaño.

Y no estoy diciendo que no tengan la capacidad de legislar, eso tendría que ser producto de otro análisis, y es probable que sí, lo que llama la atención es que se ve ante la sociedad como un vil “agandalle” por estas posiciones, por mantenerse en la agenda política del país, o por el propio fuero, abusando del encargo que la militancia de sus partidos les brinda. Algo que sin duda podrá tener consecuencias para esta alianza en las urnas, y no digo que del lado de Morena las cosas sean distintas, al contrario, creo que están igual o peor, el asunto es que todo esto es lo que provoca en los ciudadanos un desánimo de participar en los procesos electorales, algo que me parece tiene sin cuidado a los futuros Senadores de la República.

Y es que no solo los dirigentes, otro ejemplo claro de que los espacios son solo para unos cuantos, es lo que sucede con personajes como Manlio Fabio Beltrones, que buscará llegar a la Cámara Alta, y en las listas “pluris” para la Cámara Baja está incluida su hija, Sylvana Beltrones Sánchez, no sé si con los méritos suficientes pero es claro que esta familia busca ampliar sus “horizontes políticos” dentro del Legislativo Federal por la vía de la representación proporcional. Aquí desde luego surge el cuestionamiento de si en verdad podrían ganarse los espacios teniendo contacto con la gente, en un proceso electoral donde tengan que pedir el voto directo. Me parece que no, y aun así serán nombrados “representantes populares”.

Quien realmente sale perjudicada con todas estas decisiones, es la propia aspirante a la Presidencia de la República, Xóchitl Gálvez, quien tendrá que crear una narrativa política y social para justificar dichas designaciones, que en nada le ayudarán en la campaña, pues habrá que “remar contra la corriente” en medio de un mar de percepciones negativas respecto a que la mayoría de los “pluris” no le representan sufragios en la elección de junio, por el contrario. Es más, es tan sencillo imaginar que ni siquiera los dirigentes nacionales le “abonan” a pensar en ganar, pues de ser así se hubieran puesto más abajo en las listas, y no en el primer lugar. Así de simple.

Si bien la esencia de los plurinominales se centra en perfiles que puedan darle equilibrio al Legislativo, pues son quienes ya tienen una trayectoria y que difícilmente ganan una elección, lo cierto es que en este momento esa “tradición” no aplica, toda vez que está en juego buscar el cambio de dirección en el país, y no es un asunto de partido contra partido, sino de mantener el ritmo que lleva el país o cambiar por completo, de ahí que hoy en día, hasta los plurinominales, deben sumarle a este objetivo, y no lo contrario, como sucede con estas listas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí