Inicio Artículos de Opinión Morenistas deben emular a Claudia

Morenistas deben emular a Claudia

53
0

Más allá de “triunfalismos” luego de los resultados del pasado 2 de junio, creo que los morenistas deberán emular a la virtual ganadora de la contienda presidencial, Claudia Sheinbaum, que desde el primer momento en que se conoció que obtuvo la mayor cantidad de sufragios por parte de los mexicanos que participaron en el proceso, fue muy cautelosa y con los “pies en la tierra” habló de la confianza que le otorgaron, pero sin denigrar el esfuerzo de la oposición.

Veo una postura totalmente distinta de quien fuera candidata a la presidencia y a la virtual ganadora y pronto Presidenta electa, pues tan solo en una semana ha dado muestras de que no todo será una “barredora” como Ignacio Mier y Gerardo Fernández Noroña, y en menor medida López Obrador, quisieron “venderlo”, pues con el simple hecho de tener la mayoría calificada habrían de someter al Poder Legislativa las 18 reformas pendientes propuestas por el Ejecutivo en el mes de febrero.

Sheinbaum Pardo generó otra percepción distinta, pues sabiendo lo que representa ser la mayor fuerza política en el país, dejó entrever que habrá un parlamento abierto, y eso genera de alguna forma estabilidad en los mercados que ya se habían alterado. Y todo en la primera semana de su triunfo. Creo que más allá de aprobar las iniciativas con la mayoría absoluta, el morenista, siguiendo el mensaje de la nueva líder del movimiento, será la de buscar la unanimidad, y para eso se necesita de acuerdos y no de una “aplanadora” que sea unilateral. Ese quizá pueda ser uno de los primeros cambios en la forma de gobernar.

Encrucijada.
Los legisladores morenistas que formarán parte de la próxima legislatura federal, seguramente se encuentran en este momento en una gran “encrucijada”, o atienden lo que les ordena el Presidente López Obrador o lo que diga Claudia Sheinbaum; porque si bien el “pastor” que ha guiado el movimiento tiene ya poco más de tres meses y medio para seguir mandando en el país, y de ese tiempo en un mes coincidirá con ellos, pero ¿será que les conviene quedar mal con quien dirigirá el país por los próximos seis años?

Si López Obrador y Claudia Sheinbaum envían señales de equilibrio en las decisiones, sin caer en el radicalismo de aprobar por aprobar las iniciativas presentadas, creo que será lo mejor para los nuevos legisladores. Pero de manera natural el poder no se comparte, por mucho que haya “arrollado” la ex jefa de gobierno de la CDMX, el jefe es el jefe, y será interesante saber hasta dónde lo siguen a él o a la futura Presidenta de México, pensando en que ella tendrá su propio estilo, sin dejarse manipular desde luego, pues ha sido algo con lo que ha cargado la virtual ganadora, y tendrá que demostrarlo en los hechos.

Polarización.
Otro rubro que me ha llamado mucho la atención, en relación a la postura de Claudia Sheinbaum, es que en los videos y entrevistas que se han difundido a nivel nacional, no ha mostrado ninguna señal que busque seguir generando la polarización en México, es decir, no se trata de los que votaron por ella y los que no; de los ricos y pobres; de los neoliberales, etc; creo que se ve más preocupada y ocupada por generar estabilidad en lo económico que desestabilizar en lo político.

Quizá porque sabe que a nada nos lleva como mexicanos, aunado a que dos meses después de que haya iniciado su mandato en Estados Unidos habrá elecciones, y también eso será determinante en la toma de decisiones en nuestro país. La construcción de una buena relación con el vecino, y la prioridad en cuanto a la estabilidad financiera deberán ser los temas de su agenda, el proceso ya pasó, ahora se trata de construir esos vínculos de diálogo. Ojalá en verdad lo haga, si no, pasará a la historia con más pena que gloria.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí