Inicio Artículos de Opinión En el PRI: ¿rebelión o sumisión?

En el PRI: ¿rebelión o sumisión?

51
0

Hoy domingo en la CDMX, el PRI tendrá su asamblea nacional, donde existe la posibilidad real de que Alejandro “Alito” Moreno, se salga con la suya: reformar los estatutos de ese partido, para convertirse en una especie de presidente vitalicio del PRI nacional. Cuando en el año 2000, el PRI sufrió su primera derrota con Vicente Fox, Carlos Monsiváis escribió: “a ver quien le pone el último clavo al ataúd del PRI”. Todo parecía que sería el PAN, pero no, Vicente Fox nunca tocó las estructuras del viejo régimen y las ironías del destino; vivieron un romance que les hizo soñar: regresar a Palacio Nacional.
Aunque parezca una novela de humor negro, “Alito” Moreno y su circulo rojo, serían quienes le pondrían el último clavo al ataúd del PRI. Parafraseando al clásico: solo el PRI puede salvar al PRI. Lo que el clásico quiso decir, solo la militancia revelándose en contra de Moreno Cárdenas, puede impedir que intente reelegirse hasta el 2030. Y ya encarrerado el gato, convertirse en candidato de la presidencia de la República por ese partido. El tricolor no necesita reformar sus estatutos, lo que requiere es, una militancia que deje de ser sumisa.
Si Carlos Aceves del Olmo, separa del PRI a la CTM, que cuenta con más de dos millones de trabajadores, que Moreno Cárdenas le vaya midiendo el agua a los camotes. Por si esto fuera poco, Manlio Fabio Beltrones no asistirá como muchas y muchos priistas a dicha asamblea, a la que califican de una farsa. Dulce María Sauri, ha declarado que por ningún motivo, Alejandro Cárdenas Moreno debe reelegirse, su permanencia podría ser un tsunami al interior del partido.
Es muy probable que este día, Alito Moreno se de cuenta del vacío que le harán los priistas encabezados por Manlio Fabio Beltrones, Dulce María Sauri, Carlos Aceves del Olmo, entre otros y lo más grave: el desprecio de la militancia priista. ¿Qué méritos tendría Alito para reelegirse al frente del PRI? ¡Ninguno! Ha sido el peor diligente de casi 100 años de la fundación de ese partido, al que ha llevado a convertirse en la cuarta fuerza política del país. Solo cuenta con dos gobernadores del PRI; en Durango y en Coahuila. En el senado, no tendrá ningún peso político con toda seguridad, sus compañeros de partido lo van a ignorar.
¿Qué calidad política y moral, tiene Alito para representar a las senadoras y senadores de su partido en la cámara alta? ¡Ninguna! Alito quiere manejar al PRI, como si fuera parte de su patrimonio o una empresa y la militancia sus empleados. Aquí en Durango, cientos de priistas en privado dicen no estar de acuerdo con la reelección de Alejandro Moreno, entonces, que alcen la mano como Manlio, Carlos Aceves del Olmo, Miguel Osorio Chong, Claudia Ruiz Massieu, Dulce María Sauri, entre muchas otras y otros. ¿O quieren un día perder el registro como el PRD?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí